Inicio Sociedad Valentino nació mujer: hoy es Policía de Mendoza y esposo de Rocío

Valentino nació mujer: hoy es Policía de Mendoza y esposo de Rocío

0

Este día se conmemora en todo el mundo el orgullo gay, con el fin de promover la tolerancia, la igualdad de derechos ante la ley, la no discriminación y la dignidad de las personas LGBT (lesbiana, gay, bisexual y transexual).

Es hoy un buen momento para contarte la historia de Valentino Nicolás Vicencio un chico transexual de 32 años que lucha incansablemente por sus sueños, en General Alvear, Mendoza.

Nació mujer, hoy es hombre trabaja en el Cuerpo de la Policía de Mendoza, está casado con Rocío y su familia está compuesta por sus perros Orion y Petter y Milanesa, el gato. En sus tiempos libres se dedica a la música.

En una entrevista exclusiva, por primera vez contó al medio sanrafaelino InfoYA! las particularidades de su historia, con el fin de que sea de inspiración para la gente que de verdad necesita esas alas de libertad.

Fue criado por sus abuelos maternos “con ellos viví gran parte de mi infancia, mi mama, papá, que no es mi papá, pero me crío y fue el mejor, mis hermanos con los que me crie, Mati, Exe y otro amor de mi vida Luu”, describió.

Lo cierto es que siempre sintió haber nacido en el cuero y la época equivocada “en ese tiempo los prejuicios y el qué dirán eran más importantes que los verdaderos sentimientos”. Siempre supo que no quería ser mujer, pero “no es fácil cuando la sociedad y la misma familia en su ignorancia reprimen la verdadera personalidad, justificándose en la religión o sus propias creencias, es decir, para todos, estaba mal sentirse como yo me sentía”, recordó.

Valentino estuvo mucho tiempo encerrado en sí mismo, contó que lo eligió así para no dañar a su familia, ni estar en boca de todo el mundo “veía como la gente señalaba y juzgaba sin sentido a personas de la comunidad LGBTIQ+, y no tenía quizás la fortaleza para bancarme eso”, admitió.

La barrera que más le costó romper para contarle al mundo su identidad sexual fue su familia “hoy se está logrando de a poco esa igualdad por la que tanto se ha luchado, pero en ese entonces, en esta geografía el que salía del closet sabía las consecuencias: discriminación constante, alejamiento de personas por el hecho de tener una condición sexual diferente”.

Con pesar reconoce que aun hoy en 2020 “se sigue padeciendo el bullying”. Valentino, una vez que consiguió la fortaleza para gritar a los cuatro vientos su verdad dijo que su familia que afronto un duelo “para darle lugar a esa nueva persona que nacía en la familia, y por Dios, nunca es fácil sobrellevar algo así, pero yo siempre reverente hacia ellos, porque siempre se mostraron incondicionales, también con mucho miedo por la gente, que muchas veces hace daño sin reparo alguno” analizo.

“Uno se va descubriendo desde la infancia y redescubriendo en diferentes etapas de su vida, a mí me llevo mucho tiempo aceptarme, hasta que un día decidí ser quien realmente me sentía” comento que en principio para la sociedad era “la lesbiana o machona, pero en realidad solo soy Valentino”.

A la primera persona a la que le contó su orientación fue a la mejor amiga de su mama “fue ella quien también me ayudó mucho y ya mucho tiempo después le dije a mi hermana Luu, mi mejor amiga y uno de mis grandes pilares”.

El 21 de Febrero de este año contrajo matrimonio con Rocío, su esposa y el amor de su vida a quien conoció en un recital de Ulises Bueno, Valentino tocaba con su banda (La Onda Cuartetera) como soporte “ella dice que me vio y se sorprendió por mi cambio, después me dio un like en Facebook y de ahí ya nunca más dejamos de hablar, nos enamoramos y por más que le dije que estar con alguien como yo era algo difícil, no le importó, se la jugó, estuvo y está siempre, me ama, me lo demuestra y la amo también, tanto es así que decidimos casarnos

Valentino esta en constante desafío, atraviesa cambios emocionales y físicos, aparte de las cirugías, sigue un tratamiento de testosterona.

Al finalizar la entrevista dejo un mensaje a las personas en este día significativo “Que vivan su vida como lo sientan, que siempre se dejen llevar por sus sueños. No hay nada mejor que llevarlos a cabo y por sobre todas las cosas que sean egoístas, mientras decidan sobre su cuerpo, identidad o elección sexual cultiven día a día su amor propio para que los daños se minimicen y los comentarios resbalen. Anímense a ser y a amar sin filtros”.

Nadie es ejemplo de nadie, ni más ni menos, para los que juzgan reparándose en la religión, que sepan que ante los ojos de Dios amor es amor, no hacemos daño a nadie. Que sean diferentes maneras de pensar y no imposiciones, somos personas y no transformers, sentimos, amamos y tenemos todos los mismos derechos” concluyó.

Valentino es feliz, tiene todo lo que soñó, se considera una persona bendecida en todos los aspectos Ama con intensidad su familia y el objetivo principal de vida es superarse y ser el mejor con todos.

Fuente: Info Ya

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí