Inicio Política El archivo de Ramón: "No quiero que me vean aliado al kirchnerismo"

El archivo de Ramón: "No quiero que me vean aliado al kirchnerismo"

0

Por Paula Mercado

“No quiero que me vean aliado al kirchnerismo, ellos tienen pillerías”, una de las frases que evocó el mendocino José Luis Ramón a principios del 2020. Contradictoriamente, a lo largo del año, el diputado mendocino y jefe del interbloque Unidad Federal se convirtió en un aliado clave del Gobierno en el Parlamento.

Su mandato vence el año que viene y puede necesitar un acuerdo con el PJ para reelegir. Su ayuda tiene matices pero se hace sentir cada vez más.

Desde su campaña y hasta su asunción como diputado por Mendoza, Ramón llevaba la frazada para simbolizar su campaña política contra el tarifazo del gas y las grandes corporaciones, cuando era defensor de los consumidores. Fue el trampolín para llegar al Congreso en 2017, con la personería que le prestó el reaparecido Partido Intransigente. Luego fundó el partido Protectora.

Una vez en el Parlamento, se unió a Martín Lousteau, que lo echó del bloque por votar contra el aborto. Luego, cobró notoriedad en los medios en diciembre pasado cuando fue designado al frente del interbloque Unidad Federal para el Desarrollo, conformado por 8 integrantes, entre ellos tres disidentes de Cambiemos, que facilitaron los votos para la aprobación de la Ley de Solidaridad Social en la Cámara baja. A partir de allí, Alberto lo considera un aliado clave.

A lo largo de este año, el mendocino ha sido blanco de cuestionamientos en las redes por su apoyo a algunas iniciativas del oficialismo. Con un aire a los movimientos de Sergio Massa, a poco de arrancar su carrera política, Ramón ya no resiste archivo.
"No tenemos nada que ver con el peronismo. El bloque nació de una visión que tenemos los ocho integrantes de estar fuera de la grieta", había dicho al poco tiempo de llegar al Congreso.
"Seremos una oposición constructiva. Pero no quiero que nos confundan como aliados de Cristina y el kirchnerismo, ellos tienen pillerías. Como todos. Lamentablemente fue una presidente que no mostró como es el argentino respetuoso y, de manera permanente, quería denostar a una parte de la sociedad y fue una gran equivocación. No es mi referente política", sostenía.
En Mendoza, cayó notablemente la imagen del legislador, según las encuestas acerca de la imagen de los dirigentes políticos, aparece último, como el menos creíble para los encuestados. Además, hace unos meses comenzaron las rispideces con sus principales aliados mendocinos y eso también bajó a las líneas medias, en donde se ubican varios concejales departamentales. 

Su acercamiento al oficialismo y el respaldo de la Reforma Judicial terminó de colapsar la relación con su mano derecha, Mario Vadillo, y le ha costado los votos de aquellos que lo eligieron como una alternativa a la grieta en las últimas elecciones a Gobernador.

 Así es que tanto el ex senador Marcelo Romano como el actual diputado provincial, Mario Vadillo, tomaron distancia de su compañero de Protectora. Ambos dejaron sentadas sus posturas en las redes sociales con fuertes críticas.

Sus ex compañeros, dijeron que están en contra de la Reforma Judicial y que ellos pretenden seguir siendo una opción distinta para los mendocinos. Intentan despegarse ellos y despegar a Protectora de la volatilidad de opinión que está caracterizando a Ramón en sus opiniones y votaciones en el Congreso de la Nación.

"Hay distintas formas de hacer política. José Luis Ramón tomó una iniciativa que no compartimos", dijo Romano. Además, señaló que habría que preguntarle al mismo Ramón qué fue lo que hizo que adoptara esa impronta, respecto de la dirección política que él le prometió a los mendocinos que iba a tomar.

Tanto Vadillo como Romano aclararon que no pueden asegurar como será el futuro de Protectora, pero tampoco pueden asegurar que Ramón continúe con ellos en la agrupación. Hoy está todo en el terreno de la especulación, pero pareciera que Ramón se estaría acercando más al peronismo y que su futuro estaría más por ahí, o por lo menos, no con los que fueron sus compañeros.

Antes de iniciar su actividad política, Ramón -que se dedicó a la docencia y fue entrenador de rugby y hasta lustrador de botas junto a su hermano menor en su juventud- se acercó a la política como abogado defensor de los derechos de los consumidores. El principal reclamo que le recae al mendocino por estos días por parte de aquellos que le confiaron el voto.

En las redes sociales, son numerosos los mensajes de personas que se identifican como votantes de Protectora reclamándole al excandidato a gobernador su constante acompañamiento al kirchnerismo en leyes importantes. Muchos de ellos expresan sentirse defraudados por lo que consideran actitudes contrarias a las ideas y conductas que prometía a los ciudadanos en época proselitista.

Lo que resulta sorprendente e inentendible es la postura adoptada por Ramón frente a los reclamos de la gente. En respuesta, el diputado mendocino se limita a señalar: “Lo mejor será que no me votes”.
Raro e incomprensible. Más aún para un político que ha devenido kirchnerista en su accionar político real.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí