Inicio Nacionales Está condenado por delitos de lesa humanidad y lo filmaron caminando por...

Está condenado por delitos de lesa humanidad y lo filmaron caminando por la calle

0

El video es contundente y lo muestra llegando a su casa, en la capital de La Rioja, con una bolsa de compras en la mano. Y al advertir que estaba siendo filmado con un teléfono celular, el ex juez federal Roberto Catalán, designado durante la última Dictadura Cívico-militar, desafió: "¿Me vas a sacar una foto?".

La justicia lo condenó hace unos años, al responsabilizarlo como autor material de privación ilegal de la libertad y tormentos y participe necesario en el homicidio de una víctima, y en los secuestros y tormentos aplicadas a otras diez personas.

El funcionario de la dictadura, designado en el cargo por Jorge Rafael Videla en 1976, fue condenado en 2016 a doce años de prisión tras ser juzgado en el marco de la megacausa de La Rioja, que contó con 65 imputados, entre ellos el ex titular del Tercer Cuerpo del Ejército, Luciano Benjamín Menéndez.

Durante ese juicio, a partir del relato de varios testigos y sobrevivientes, se probó que el ex juez "tomó declaración a detenidos vendados, esposados y vigilados por guardias del 'Instituto de Rehabilitación Social' que portaban armas".

"La única prueba de cargo que tuvo el juez Catalán para condenar a las personas en las causas por la violación a la ley 20840 fueron las declaraciones indagatorias tomadas bajo tortura", revelaron los fiscales.

Ahora, Catalán debe cumplir la condena en su casa de la capital riojana, beneficio que violó tal como demuestra el video difundido en las últimas horas.

La Secretaria de Derechos Humanos de la provincia difundió un comunicado donde informa que presentará una queja y exigirá el estricto cumplimiento de la medida de arresto domiciliario que "priva al condenado de desplazarse por la calle y advertir, de la relajada custodia federal, que debiera impedir que esto suceda".

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comendario
Por favor ingresa tu nombre aquí